4 abr. 2012

31 | Estrella de ceniza




A veces me siento a escribir sin nada que decir, por obligación autoimpuesta, aunque sé que nadie lo leerá.  Dejo la mente en blanco y la primera mancha de color aparece trenzando espirales oscuras y puntiagudas que devienen palabras, frases sin sentido. Entonces sucede la magia, del caos emerge una idea que brilla ordenando los borrones, componiendo fábulas desde los jirones, que me llevan más allá de las alambradas y los perros. A veces, me hubiera gustado tener un papel donde dejar mis fugas imaginadas a las próximas ánimas teñidas de rayas que caminaran sobre mis cenizas en este campo de exterminio.

24 comentarios:

  1. Terrorifico.

    Besos desde el aire

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por pasar Rosa.
      Y gracias por publicarlo en tu Facebook.
      Conseguir transmitir emociones, eso es al o máximo que podemos aspirar y si, con este micro, lo he conseguido, me doy por más que satisfecho, aunque sea miedo lo que transmita.
      Besos.

      Eliminar
  2. ¡Es tremendo!
    Has utilizado unas palabras que dan cierto lirismo al micro, lo he leído dos veces y me has dejado impresionada...
    "A veces, me hubiera gustado tener un papel donde dejar mis fugas imaginadas" En este párrafo encuentro la mejor idea para la ilustración y por nada en el mundo quisiera que imágenes como esta pudieran volver a ocurrir...
    Te felicito por el texto y por la ilustración, amigo. ¡Eres un artista!

    BESICOS...Ah me encantaría ver tu pollito morado por mi ventana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que dudé mucho en poner o no la ilustración, ya que avanza el desenlace...
      Gracias por pasar y comentar Cabopá.
      Mi pollito revoloteara hasta tu blog. seguro.

      Eliminar
  3. Si escribir es una forma de escapar, cuando uno está prisionero escribir es escapar doblemente. Así lo transmites. El dibujo es también una maravilla, Fernando.
    Abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias MiguelÁngel.
      Me alegro que se haya entendido esa idea de la huída ficticia.

      Eliminar
  4. Terrible Fernando pensar en esa situación, qué gran ilustrador eres y qué bien has plasmado tanto en el dibujo, como en las letras tanto dolor y desesperación. Es cierto que al escribir de alguna manera podemos salir de donde estamos.

    Besos desde mi mar,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Yashira.
      Esa es la cuestión. Salir de la rutina gracias a la escritura o al dibujo, aunque no estemos en una situación tan límite como la del protagonista.
      Besos, gracias por pasar y comentar.

      Eliminar
  5. Este micro me toca de cerca, Fernando, dado que conocí y quise a varias personas que pasaron por los campos nazis. Eran todos abuelos de amigos míos y -dada mi curiosidad insaciable- me contaron muchas historias muy parecidas a la tuya.

    Un micro excelente. Emotivo.

    Un abrazo,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Pedro.
      Espero haber tratado el tema con suficiente respeto. Mi experiencia en este tema es indirecta. A través de libros, cómics y películas. He intentado imaginar, pero de antemano sabía que era imposible, cómo debía ser...

      Un abrazo.
      Muchas gracias por pasar

      Eliminar
  6. El dibujo es absolutamente descomunal, me fascina realmente. Cuánta dignidad que abriga ese final, no habita la derrota en su mirada.

    Mientras haya imaginación corriendo por nuestras venas, tendremos en nuestro haber algo parecido a la fuerza.

    Enorme abrazo.
    Muchos escritores darían su tinta por un ilustrador como vos.
    Gracias por compartir.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por el comentario. Estoy de acuerdo contigo Juan, la imaginación es nuestro verdadero poder.
      No se cuantos escritores escritores darían su tinta por mis dibujos, Juan, pero gracias por el comentario.
      La verdad es que cuando disfrutas de tu trabajo se nota siempre en el resultado.

      Eliminar
  7. Impresionante, tanto el texto como la imagen. Aunque para mí, hasta "alambradas", el narrador estaba hablando de su propio proceso creativo, que luego deviene o final coherente que ancla el relato a un mundo ficticio o final sorprendente que gira para elucubrar posibilidades. ¿Dónde estás?
    Abrazos

    ResponderEliminar
  8. Hola Susana. Veo que cada vez tus preguntas son más complejas... je, je, je.
    Creo que estoy en la primera opción, El protagonista escapa a momentos gracias a su imaginación de escritor, sabe que poder disfrutar de esos momentos es un privilegio y le gustaría poder compartirlo con los que vendrán...

    ResponderEliminar
  9. El dibujo es impresionante y el micro también. Triste lugar del que intentar escapar con la imaginación, la unica forma de escapar de esos lugares.

    Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La imaginación nos permite evadirnos de todas las cárceles.
      Gracias por pasar Elysa.

      Eliminar
  10. Hola, Fernando. Este micro tuyo es una caricia para el alma de quienes te leen, sean los de los lectores que te comentamos, o los de tantísimas estrellas de ceniza que de seguro se sienten acariciadas por tu pluma. Me gusta cómo escribís, sigo las huellas de tu pollito morado desde la época del concurso de Dónde lees tú. Cariños, Mariángeles

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por pasar, por seguir a mi pollito y por comentar.
      Me alegro de que lo veas como una caricia, Mariángeles, espero que pases a comentar siempre que te apetezca.
      Muchas gracias.

      Eliminar
  11. Hola Fernando!!
    Con tu permiso me he hecho tu seguidora,pues me gustan mucho tus dibujos y lo que escribes,por ejemplo en esta entrada...la imaginación es la que nos lleva a saltar alambradas,barreras,la vida diaria,la monotonía,nos ayuda a salvarnos(evadirnos),a soñar con que todo es posible(escapar)y nos vemos fuera d estas ataduras.

    Te sigo formalmente,jaja.
    Un abrazo!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estrella, no hace falta pedirme permiso. Es un placer tenerte por aquí y me gustaría ver tus aportaciones a menudo por aquí.
      Muchas gracias.

      Eliminar
  12. Las ánimas vestidas de rayas caminando sobre las cenizas me ha parecido una imagen brutal, al igual que tu ilustración. Una vez leí que una de las cosas que más echaban de menos los presos de los campos era papel para escribir, y luego leo una noticia de un cartero que tiró a una escombrera 7.000 cartas para no trabajar, que no tenía el día. Muy bueno.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Manu, muchas gracias por pasar. Ese cartero no tiene perdón. Es verdad que seguramente el 90% de esas cartas fueran facturas, publicidad o notificaciones oficiales, pero en el 10% restante habría, seguramente, historias para llenar más de un blog, y lo peor es que son mensajes que nunca llegaron a su destinatario.
      Me alegro de que te haya gustado.

      Eliminar
  13. Enhorabuena! Me encanta el ritmo y las frases elegidas para narrar una historia llena de belleza y dramatismo dentro de un marco por todos conocido.Mención especial al titulo, como siempre, sabes dónde poner el broche.
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por el comentario Mònica. Es verdad que se trata de un marco muy conocido por todos, aunque de forma indirecta. Pedro comenta que conoció a supervivientes de estos campos, así que él si que ha tenido acceso a las historias de primera mano.
      Muchas gracias por pasar a comentar.

      Eliminar

Este blog forma parte de la ABLACC (Asociación de Blogs Literarios que Aceptan Crítica Constructiva). Así que despáchate a gusto, pero explícame tus razones.